El Mirandés deja de ser un rival maldito en el Martínez Valero

Rc Sala de Juegos

El Mirandés deja de ser un rival maldito para el Elche en el Martínez Valero. Con su victoria por 4-2 del domingo, el equipo franjiverde ganó a los rojillos en su estadio por primera vez en Liga. El cuadro burgalés había vencido en sus tres visitas a tierras ilicitanas en la competición doméstica. Además, todos sus triunfos habían sido destacados.

En la temporada 2012/2013, logró ser el único conjunto que derrotó al Elche de los récords en su feudo. Se impuso por 0-1. En la 2015/2016, goleó por 1-4 y acabó con la condición de invicto de los franjiverdes en el Martínez Valero.

Aquel Elche sólo perdió dos partidos como local en el campeonato: ante el citado Mirandés y contra el Alavés (0-1), que ascendió a Primera como campeón. El severo tropiezo contra los rojillos, unido al 4-1 sufrido ante el Llagostera la jornada anterior, motivó a Rubén Baraja a apostar por un estilo más conservador.

Y en la 2016/2017, el Elche entró en descenso por primera ocasión en el curso tras perder por 0-1 ante el Mirandés, colista casi desahuciado. Tres semanas después en Cádiz, el equipo ilicitano consumó su caída a Segunda B. Elche y Mirandés bajaron a la división de bronce como penúltimo y último clasificado.

Sí le había ganado en Copa

Antes del pasado domingo, el conjunto franjiverde sólo había vencido al Mirandés en el Martínez Valero en la Copa del Rey. Pasó en la segunda ronda de la campaña 1976/1977. En la ida, perdió por 2-0, pero remontó la eliminatoria en la vuelta al ganar por 3-0. El último tanto del Elche llegó en la prórroga.

Foto: Mark Welton – Elche CF

Compartir esta entrada: