Toril: “Ha sido un accidente que puede pasar en un equipo en construcción”

Toril habló sin medias tintas después de la dura derrota del Elche ante el Lugo. El técnico cordobés no escondió que el equipo ilicitano no tuvo un buen rendimiento sobre el césped. “Hemos hecho una muy mala primera parte. No hemos interpretado bien el partido y no hemos podido reaccionar. El rival nos ha planteado muchas dificultades y hemos estado a un nivel inferior de lo que esperamos. Creo que hasta el primer gol, que ha sido producto de una pérdida, el partido estaba igualado. A partir de ahí, nos hemos equivocado, precipitándonos, y ante jugadores de calidad y desequilibrio que nos han hecho mucho daño. En la segunda parte hemos estado un poquito mejor, pero nos ha faltado profundidad”, reconoció

El entrenador franjiverde, quien también trato de transmitir un poco de positividad, alegando que la competición acaba de arrancar: “Mañana saldrá el sol de nuevo. Estamos en el principio de la temporada y es lógico que el equipo no tenga una regularidad. Espero que con el paso de las jornadas seamos más sólidos y que el miércoles volvamos a mostrar un buen nivel”, declaró Toril, quien aseguró que el cuadro ilicitano continuará “con la misma idea y mentalidad”. “No tenemos por qué cambiar. Ha sido un accidente que puede pasar en un equipo en construcción”, señaló Toril, quien entiende que “en cuanto a actitud, no se puede reprochar nada” a sus pupilos.

La alineación del Elche presentó varios cambios, principalmente la entrada en el once de Lolo y Guillermo. El equipo blanquiverde inició el choque con tres medios y dos delanteros. Toril explicó los porqués y lamentó que no tuvieran el efecto deseado: “Es una modificación buscando algo concreto, sabiendo que el Lugo presiona muy arriba y deja muchos espacios. La idea era controlar el mediocampo metiendo tres jugadores más la ayuda de Nino para crear superioridad y queríamos más profundidad con Guillermo, pero no la hemos encontrado. El equipo se ha hecho muy largo en algunos momentos y no hemos estado acertados”.

Toril no cree que al equipo le afectara la ansiedad: “Ha sido un cúmulo de circunstancias. No empiezas cómodo, te marcan, y las lesiones te modifican. Somos un equipo que necesita estar junto para defender y atacar. Cuando jugamos largos, tenemos dificultades”, expuso el preparador andaluz, quien contó los percances de Noblejas y Lolo: “Noblejas tiene unos cinco puntos en la boca y no puede comer, y Lolo tiene unos seis puntos en la ceja. Veremos si pueden estar disponibles para el partido en Huesca”.

Sobre Dorca, que no entró en la convocatoria por su reciente paternidad, el técnico cordobés  apuntó que no estaba en condiciones de jugar. “Ha sido padre más tarde de cuenta y ha estado noches sin dormir. En principio iba a estar, pero no ha podido ser”.

Toril espera que esta contundente derrota en el Martínez Valero no tenga secuelas en el equipo ilicitano: “Vamos a tratar que no se note mucho, que no nos pase factura a nivel mental. Si nos quedamos lamentándonos, no ganamos nada”.

Compartir esta entrada: