Entradas

Héctor Hernández afirma que al Elche no le falta ambición

Tras varias semanas lejos de la titularidad, Héctor Hernández ha vuelto a conquistar la confianza de su entrenador, Rubén Baraja. El canario ha sido titular en los dos últimos partidos, si bien su trabajo no se ha visto recompensado en goles. Admite que le gustaría tener más contacto con el balón y correr menos, aunque tiene asumido que eso es algo que no depende de él ni de su entrenador, sino del estilo de juego del rival.

Tiene claro Héctor que Butarque, la próxima estación en la Liga, es un escenario ideal para que el Elche dé un golpe de autoridad tras varias semanas en las que el equipo franjiverde no termina de creerse sus opciones de ascenso. Asegura el jugador que al Elche no le está faltando ambición para meterse en la pelea por la promoción y que si no termina de engancharse a la lucha es por la «igualdad que existe en la categoría».

«Intentamos hacer nuestro trabajo, pero todo el mundo está apretando», comenta el canario, quien pese a sus palabras confiesa que, a priori, un punto en el campo del Leganés sería «bueno». «Están demostrando que son un buen equipo, pero nosotros queremos ganar y tenemos que ir a competir porque somos capaces de lo mejor», señala.

El delantero admite que una victoria ante el Leganés  supondría para el equipo «una motivación muy grande porque la permanencia la tendríamos muy cerquita y, además, nos vendría muy y bien para la autoestima«. Héctor elogia la trayectoria del equipo madrileño, pero garantiza que el Elche acudirá a Butarque con «mentalidad ganadora». «Será un partido bonito, competitivo e intenso», añade el delantero canario, quien ha recuperado la titularidad en las dos últimas jornadas.

Héctor reitera que el Elche no siente «presión» por estar en las primeras posiciones, ya que recordó que el objetivo del club era «la permanencia». «Creo que techo no tenemos. Si la logramos (la permanencia), ya se mirará para arriba. Estamos ahí y nunca se sabe», insiste el delantero, quien confiesa que le gustaría tener que realizar en el equipo un trabajo menos oscuro.

«Me gustaría participar más y recibir más balones, pero hay veces que la situación de partido no da para eso. Es algo que también depende del rival y de que tenga el balón más o menos. Personalmente, me gustaría no tener que trabajar tanto», ha sentenciado.

El delantero canario, una de las sorpresas en la alineación, admite que sintió algo de «ansiedad» al verse fuera de las últimas alineaciones · «Era muy importante cortar la racha de empates y derrotas», señala

La presencia de Héctor Hernández en la alineación titular fue una de las grandes sorpresas que presentó Rubén Baraja ante el Mirandés. El delantero canario llevaba semanas fuera del equipo, precisamente desde el 31 de enero ante el Bilbao Athletic, la última ocasión en la que el Elche había logrado ganar antes de encallar en una mala racha. Nadie lo esperaba, pero el técnico volvió a confiar en él en un momento especialmente delicado para el equipo. Héctor devolvió la confianza del míster con un buen partido en el que estuvo muy cerca del gol.

Para el canario no fue una sorpresa su presencia en la alineación, ya que Baraja había ensayado con él en el equipo durante la semana. «Probó conmigo y venía entrenando bien, pero nunca se sabe«, dijo Héctor, quien admitió que la victoria ante el Mirandés fue «sufrida». «Ellos han tenido muchas ocasiones pero por suerte no entraron. Nosotros también las tuvimos en la primera parte, pero solo logramos marcar en la segunda«, indicó el delantero, quien desveló que el plan del Elche era aprovechar los espacios que deja el Mirandés en su espalda para buscar el contragolpe.

El triunfo en Miranda no cambia el discurso de los jugadores, a pesar del subidón de adrenalina que provocó en el grupo. Nadie mira más allá de la permanencia. «Vamos partido a partido, luchando e intentando ganar. Luego el objetivo ya se marcará, nosotros pensamos solo en ganar todos los partidos», destacó Héctor, quien insistió en que la «prioridad» es la permanencia.

Héctor reconoció que ha sentido algo de «ansiedad» durante las últimas jornadas en las que no ha entrado en los planes del entrenador, aunque a la vez se sentía «tranquilo, porque el míster hablaba conmigo y al final el trabajo ha tenido su recompensa«. Cuestionado por su posible titularidad en próximas fechas, el canario dijo que ante el Mirandés lo intentó hacer «lo mejor posible» para perpetuarse en el equipo, aunque es una cuestión que no depende de él.

Héctor Hernández confía en que el triunfo marque un punto de inflexión en el devenir del Elche, ya que señaló que tras la mala racha había que ganar al Mirandés «sí o sí». «Era muy importante cortar la racha de empates y derrotas», aseguró el canario, quien admitió que el equipo se sacó, de paso, la espina de la derrota en la primera vuelta ante el conjunto burgalés.

Pocos goleadores, buena puntuación

Que hay ‘León-dependencia’ en el Elche CF 2015/16 lo sabemos desde hace muchas semanas, pero nada como constatarlo con datos. Aquí, uno más que refleja que el ‘pichichi’ acapara el apartado goleador en un equipo que, por otro lado, le está dando relativa rentabilidad a su ratio de goles a favor/en contra.

Los goles ligueros del conjunto de Rubén Baraja se han repartido entre siete jugadores en esta primera vuelta: Armando (3), Ilie (1), Álvaro (2), Álex Moreno (1), Héctor (1), Vergos (2) y Sergio León (12). Sólo Llagostera y Bilbao Athletic, con seis y cinco firmas distintas respectivamente, se encuentran por debajo en esta estadística. Ambos se reparten los dos últimos puestos de la clasificación de la Liga Adelante.

Pero el apunte en cuestión no refleja necesariamente un mal bagaje en la competición. Un ejemplo es el propio Elche, instalado con cierta comodidad en la mitad superior de la tabla, o el Real Oviedo, que ha repartido sus tantos entre el mismo número de futbolistas y se encuentra tercero en la carrera por el ascenso. Cabe apuntar que los azulones han visto puerta en siete ocasiones más que los franjiverdes.

Alavés y Leganés son los equipos que más distribuyen la autoría goleadora, con doce jugadores por equipo. Los máximos goleadores de la categoría, Mirandés y Numancia con 30, han contado con la contribución de cara a puerta de diez de sus activos. Quizá los refuerzos invernales de la entidad ilicitana aumenten su particular registro colectivo.

Esperando al mejor Héctor

Una de las sorpresas que trajo el primer partido del año nuevo al Martínez Valero fue la presencia de Héctor Hernández en la formación inicial. El delantero canario había desaparecido del equipo en las anteriores jornadas, pero ante el Mallorca el técnico Rubén Baraja lo recuperó para darle entrada en el equipo junto a Sergio León, el intocable ariete de referencia.

El joven delantero canario le puso ganas, pero como el resto del equipo solo funcionó a arreones. Algo parecido a lo que está sucediendo durante toda la temporada. Y es que el propio Héctor admite que aún no ha ofrecido su mejor nivel futbolístico en el equipo ilicitano.

Héctor asegura que está trabajando para conseguir su mejor nivel, algo que se mostró seguro que logrará con «trabajo y el paso de las jornadas» para poder «ayudar al equipo«. Titular en 11 partidos de Liga, asegura que nota la confianza del entrenador y aunque hace un balance positivo de su aprendizaje, aspira a ser más importante para el equipo.

«A cualquier futbolista le encanta jugar, siempre hay que estar ahí entrenando a la espera de que llegue la recompensa«, señaló el canario, quien admitió que fue agradable volver a la titularidad después de tanto tiempo. «La pena fue el empate, pero se trata de sumar y un punto está bien. Era el primer partido después de las vacaciones y el equipo compitió», añade Héctor, quien no se mostró inquieto por la posibilidad de que el club contrate a un nuevo delantero en el mercado de invierno.

«Si viene otro jugador, bienvenido será. Todo lo que sea sumar es bueno para el equipo», ha señalado el grancanario, quien ha recordado que el Elche es difícil jugar porque cuenta con un grupo «muy competitivo, formado por muchos jugadores que intentan hacerlo lo mejor posible».

Pese a su irregular participación con el equipo (comenzó como titular para ir perdiendo peso específico), el delantero afirma estar «contento» por cómo le están saliendo las cosas en el Elche, aunque admite que «siempre quieres más». No quiso marcar metas a largo plazo al equipo, aunque señala que el Elche quiere «competir e ir a más» en la segunda parte del campeonato, en la que los objetivos dependerán de las «circunstancias de la temporada».

En relación al Valladolid, próximo rival, Héctor no se fía de la mala dinámica del equipo castellano y recuerda que la Segunda División es «muy competitiva y cualquier equipo te puede sorprender y hacer un buen partido».

«Iremos con la idea de ganar y de competir lo mejor posible», apostilla el jugador cedido por el Atlético de Madrid, club que está pendiente «semana a semana» de cómo le van las cosas a su jugador. «Es agradable saber que te están siguiendo», concluye.

Baraja busca una fórmula ganadora

A Rubén Baraja no le convence lo que antes sí lo hacía. Tras sumar una única victoria en los últimos seis encuentros, el entrenador del Elche CF anda tanteando variantes entre su plantilla con la intención de aumentar el rendimiento del equipo. En La Romareda quedó patente.

El conjunto franjiverde formó ante el Zaragoza en un 4-2-3-1 que devolvía a la titularidad a Álex Moreno -anteriormente apeado del once por Álvaro- en sustitución de Héctor. Se jugó así con Sergio León arriba y una línea de tres mediapuntas que tenía en Espinosa su centro neurálgico.

Por su parte, el cedido por el Atlético había formado pareja atacante con el actual ‘pichichi’ de la entidad en las diez jornadas ligueras anteriores y fue sentado por primera vez. Curiosamente, no jugó ningún minuto, a pesar de que su míster hiciera el primer cambio con el 1-0 en contra. Baraja pensó que Nikos Vergos podía acercarle más al gol y los otros dos ingresos fueron de centrocampistas.

Pelayo, que fue convocado ante el Leganés tras varias semanas fuera para avisar a Nono de su dejadez en los entrenamientos, volvió a disputar un tramo de partido por segunda semana consecutiva. Esta vez fueron más minutos, ya que relevó a un tarjeteado Mandi en el 77′ en busca de frescura y llegada desde atrás. Con su entrada, fue Anaba el que volvió a la grada esta semana.

El técnico vallisoletano gastó su última bala incluyendo a Nono en el 81′. El que hace una semana fuera excluido de la lista de 18 ingresó en lugar de Álvaro, conformando así una segunda línea sin hombres de banda, con Espinosa y el ex bético intentando filtrar un balón decisivo que empatara el choque y avanzando a sus laterales para que ocuparan los espacios libres.

Lamentablemente, a tres minutos del tiempo reglamentario llegó la sentencia maña. Habrá que seguir, pues, atentos a los matices que Baraja introduce. Incluso a lo que prueba en los entrenamientos, ya que en ellos valoró situar a Cifuentes adelantado con Isidoro cubriendo su espalda, idea que finalmente desestimó el domingo. Todo cambio es bienvenido si ayuda a mejorar.

 

Héctor Hernández afirma que el equipo va a más cada día

Héctor Hernández es, posiblemente, el delantero del Elche que menos ha lucido en las primeras jornadas de Liga. El atacante canario, cedido por el Atlético de Madrid, ha sido titular en los tres partidos disputados, pero su rendimiento no se ha traducido, aún, en goles.

El delantero no se muestra preocupado, ya que está «convencidísimo» de que el gol acabará por llegar. Héctor le da un aprobado al Elche en estas tres primeras jornadas, ya que señala que haber sumado cuatro puntos de nueve, tras dos jornadas fuera de casa, está «bastante bien» para ser un equipo «completamente nuevo».

«El equipo está trabajando bastante bien. Cada día está mejorando y va mejor», ha explicado el atacante, quien ha recordado que «los jugadores necesitamos un periodo de adaptación«.

La Copa del Rey aparece en el camino de un Elche en construcción. Nunca se sabe si este torneo puede venir bien o, por el contrario, es una piedra en el zapato. Héctor, desde luego, no renuncia a hacer camino en la competición.

«Me la tomo como una competición más. Todos los partidos son como una final y hay que salir a ganarlos«, ha dicho el canario, quien se mostró convencido de que el equipo ilicitano «hará un buen papel» en Almería con independencia de la alineación que presente el entrenador.

«Hay que ir a ganar porque si no, no te presentes«, añadió el futbolista, quien dijo sentir la confianza del entrenador, Rubén Baraja. Héctor Hernández también elogió a Sergio León, su compañero de la delantera, con el que se está entendiendo «bastante bien«. «El gol se está resistiendo, pero segurísimo que llegará porque estamos teniendo ocasiones», ha recordado.

El delantero también ha extraído, por último, una lectura positiva de los largos viajes en autocar que ha realizado el Elche a Ponferrada y Soria en las primeras jornadas de la temporada. «Son muchas horas en autobús, pero se hace grupo. Somos un equipo joven y eso crea buen ambiente, risas y fiesta, pero también hay profesionalidad«, explica el atacante, quien está convencido de que al Elche le espera un buen futuro esta temporada.

Con el Elche «metido en la cabeza»

baner, publi, pasarela, cuatro direcciones

Alto, atlético y afilado. Así es Héctor Hernández, el nuevo delantero del Elche, el joven jugador en el que están puestas muchas de las esperanzas del equipo ilicitano para la próxima temporada.

El nuevo atacante del Elche desborda ilusión y motivación por vestir la elástica franjiverde. «Tenía el Elche metido en la cabeza desde  que comenzó la pretemporada y se habló de la posibilidad de venir», ha confesado el atacante canario, cedido al club ilicitano por el Atlético de Madrid.

«Estoy muy ilusionado, vengo a una Liga superior y un club como el Elche es una oportunidad muy buena«, ha explicado el atacante, quien intentará aportar a su nuevo equipo «lo máximo posible: goles, trabajo y todo lo que pueda».

Héctor Fernández (Las Palmas, 1995)se define como un delantero «con velocidad, demarque y dicen que gol» y confía en formar con Sergio León una buena dupla ofensiva. «Espero que los dos podamos marcar muchos goles», señala. No tiene preferencias tácticas porque le da igual «jugar solo en punta o con otro». «Me adapto a todo», señala el canario, deseoso de que arranque la competición oficial.

El nuevo jugador del Elche ha agradecido la confianza que le ha dado su nuevo club y ha desvelado que el Atlético no quería que se marchara, ya que consideraba que era clave para intentar devolver al filial a Segunda B.

Hablan maravillas en el Manzanares del atacante canario, si bien las lesiones se han empeñado en minar una trayectoria que parecía meteórica. «El hombro me lo operaron tras sufrir dos salidas de clavícula y ya está bien», tranquiliza Héctor.

El pasado sábado tuvo la oportunidad de debutar en el Martínez Valero durante el Festa d’Elx, pero la expulsión de Pelayo impidió verlo en acción más allá de media hora. «Se pudo ver un equipo competitivo», destaca.

El canario, al igual que la mayoría de sus compañeros recién llegados, no se marca objetivos a largo plazo para el nuevo Elche. «Se está formando aún un equipo y no tenemos en mente otra cosa que jugar partido a partido y salir a ganar», ha explicado Héctor, quien garantiza que el grupo tiene «mentalidad competitiva y eso es lo mejor«.

El Atlético de Madrid cede al delantero Héctor Hernández al Elche

banner-interior-publi-noticias-Xtep

Otra pieza más para Rubén Baraja. El Atlético de Madrid ha hecho oficial este viernes en su página web la cesión al Elche del delantero canario Héctor Hernández.

El nuevo jugador del Elche, de 19 años, es una de las perlas de la cantera rojiblanca, a la que llegó en 2013 tras un periodo de formación en la Unión Deportiva Las Palmas.

Hernández, que debutó con el primer equipo del Atlético de Madrid anotando un gol en la Copa del Rey de 2013 frente al UE Sant Andreu, ha militado durante las dos últimas temporadas en las filas del Atlético B, en Segunda División B.

El atacante insular llegó a debutar la pasada temporada en Primera, en la primera jornada de Liga ante el Rayo. C0n el filial disputó 21 partidos en los que anotó solo un gol, no pudiendo impedir el descenso del equipo.

FOTO: LFP

De la celebración de un cordobés al ascenso en Barakaldo

Adrian Cedillo ¦ 08/09/12 07:03 @adrcedillo

Al pensar en un enfrentamiento entre Elche y Córdoba, es fácil que a la memoria de los aficionados ilicitanos llegué en primer lugar el partido que enfrento a ambas escuadras el 15 de Junio de 1997.

Ambos equipos se disputaban la primera plaza de la liguilla de ascenso a Segunda División, que permitiría al que la conseguiera el retorno a la categoría de plata. El conjunto franjiverde, entrenado por Ciriaco Cano, necesitaba un triunfo después de sufrir uns inesperada derrota  contra el Deportivo «B» en el tercer partido del playoff.

El choque congregó en el Martínez Valero a cerca de 30.000 aficionados para el que, en principio parecía el partido decisivo de la fase de ascenso, entre ellos cerca de 12.000 hinchas ocupaban el anillo superior llegados desde Córdoba. Tras noventa minutos inoperantes, en que el ímpitu franjiverde no fue suficiente para batir al meta visitante Viña, el Córdoba sacó un empate a cero que le dejaba con ocho puntos sobre los cinco del Elche y el ascenso al alcsnce de su mano.

Un momento duro para la parroquia franjiverde, que tuvo que ver como los cerca de doce mil aficionados cordobeses desplazados a Elche celebraban un ascenso anticipadoen casa ajena. Pero como el fútbol es justo en ocasiones (aunque solo a veces), solo permitió que la miel del éxito rozara los labios de los cordobeses.

Aquel equipo, con jugadores como Sukunza, Héctor, Iru o Cutxart (héroe final en la historia reciente ilicitana) pudo lograr la hazaña. En todos está el recuerdo del triunfo en Barakaldo y ansiado retorno al fútbol de élite, quizá no tantos tengan en un lugar especial aquel Elche Córdoba agrio y doloroso que a la postre terminós demostrando al aficionado andaluz que a un franjiverde no lo debes dar nunca debes dar por derrotado