Parras: “El vestuario está bastante hundido, pero somos fuertes”

La decepción era evidente en las palabras de Vicente Parras en su debut como entrenador del Elche, que se saldó con una cruel derrota ante el Mallorca (1-0). El técnico ilicitano afirmó que se vivió “un partido por fases” en el Iberostar Estadi, pero en el que a los franjiverdes les costaba “enganchar” con la parte de arriba para crear peligro.

“Cuando lo hacíamos, éramos capaces de generar centros laterales, pero acababan sin remate”, indicó Parras, quien lamentó que el Elche no supiera “salir bien a presionar en la parte alta para que no lanzaran” en la segunda mitad, cuando los bermellones metieron a “gente grande arriba”.

El expreparador del Ilicitano se quejó de la deficiente defensa del Elche en la última acción del partido, en la que llegó el gol de Lago Junior. “Tuvimos opciones con Guillermo y la profundidad de Hervías, y estábamos defendiendo las jugadas a balón parado con cierta solvencia, pero no puede ser que en la última dejemos de hacerlo bien”, señaló.

Parras reconoció que “el vestuario está bastante hundido” tras esta dura derrota, pero espera que se reponga. “Somos fuertes y lo que tenemos hacer es ver lo que hicimos bien y mal. Me preocupo desde el punto de vista anímico, pero lo que más me preocupa es que sepamos interpretar bien lo que queremos”, dijo el técnico ilicitano, quien opinó que en el Elche se vio “intensidad en buena parte del partido”, pero que los jugadores se confundieron “en la forma de atacar”. “Una cosa es hacerlo con velocidad y otra con precipitación. Eché de menos salir bien a la contra. Pero también es lógico, porque no vamos a cambiarlo de un lado para otro”, indicó.

Parras reconoció que su sensación era que a los futbolistas “les faltó físico, sobre todo en los últimos minutos”. “Desde el banquillo, transmitíamos que se saliera más arriba, pero no pudo ser”, apuntó el preparador ilicitano, quien considera “complicado” mejorar en esta faceta a estas alturas de la temporada “y más con el estado anímico” presente, pero agregó que el cuerpo técnico trabajará para ello.

Parras señaló que daba “por bueno el empate en el minuto 93” y cree que “nadie le puede reprochar un ápice de actitud y entrega a los jugadores”, pero sí indicó que tienen que cambiar “la mentalidad de las últimas jugadas y aprovechar las ocasiones en área rival”. “La semana que viene recibimos al Mirandés y hay que trabajar para ganar sí o sí”, concluyó.

Compartir esta entrada: