“Me expulsan porque protesto una falta y el juez de línea me dice que le estoy vacilando”

Rc Sala de Juegos

Declaraciones de Pacheta en la rueda de prensa posterior al Nàstic de Tarragona 3-3 Elche.

Del 0-3 al 3-3 en cinco minutos

Cuando no están los tres puntos en juego, no se tiene la misma tensión y el partido se convierte en un correcalles. Teníamos el partido controlado, pero el Nàstic ha estado acertado. Creo que más por errores nuestros. Podríamos haber ganado y perdido al final. Tengo que poner en valor a Gonzalo Verdú. Es nuestro mejor jugador junto a Nino. Son insustituibles. Todos han estado bien. Los cambios han sido obligados. Yacine (se cayó del once a última hora) tenía una molestia en el aductor. Nos vamos con mal sabor de boca, pero hay que seguir empujando.

La clave puede estar en el autogol de Neyder

Son errores nuestros los que han propiciado los goles. El primer gol del Nàstic también viene de un remate nuestro. Estamos en ese momento de paz, de intentar seguir creciendo y ver jugadores. Eso puede provocar que juguemos muy bien y cometamos errores que nos cuestan el partido.

¿Qué ha pasado con Edgar Badia? Parece haberse encarado con la grada

No sé qué ha pasado, no puedo hablar de ello porque no lo he visto. He visto al jugador bien en el vestuario.

¿Por qué te han expulsado?

He protestado una falta, he dicho ‘ha sido falta’ y el juez de línea me dice, palabras textuales, que le estoy vacilando. Me consta que ha salido en redes sociales. Me hago eco de una persona que estaba detrás, que dice que es inadmisible. Vacilar es tomar el pelo a una persona. Y yo no tomo el pelo. Estoy muy serio en un partido. Y soy sumamente respetuoso. Es verdad que suelo hacer análisis del árbitro a final del partido. Siempre con datos y situaciones. Creo que no hice nada para merecer la expulsión. Y menos en un partido donde la tensión es distinta. No soy irrespetuoso, jamás lo seré. Y menos con los árbitros, que tienen la presunción de veracidad. No merezco lo que me decían. La grada de atrás lo ha escuchado. Tengo que acatar las normas. Si me salgo de ellas, normal que me castiguen. Pero debe ir acorde al delito cometido, y en este caso, no lo ha sido.

Foto: Francisco Maciá

Compartir esta entrada: