Opinión de Monserrate Hernández

MONSERRATE HERNÁNDEZ | Razones para el optimismo

Rc Sala de Juegos Ferreteria Els Ferrers

Comencemos por el principio: Pacheta me gusta. Me produce buenas vibraciones y tengo la sensación de que ha caído de pie en el entorno franjiverde. Ya es un paso importante, ante la crisis perenne en la que se ha instalado el Elche CF, desgraciadamente. El equipo venció al Llagostera en su estreno, sin pasar apuros, y sumó una nueva victoria en casa. Con Josico cabe recordar que los ilicitanos también habían ganado sus tres anteriores encuentros en el Martínez Valero, frente a Atlético Saguntino, Peña Deportiva y Deportivo Aragón.

Hay algo muy bueno que tiene Pacheta: es un motivador nato y un buen ‘psicólogo’. También pienso que es un buen entrenador, pero eso ya lo iremos comprobando a medida que avance la temporada. Mis amigos de Alicante, que son muchos y buenos, aseguran que es el mejor entrenador que han tenido en Segunda División B. Mi duda ante ellos es por qué le echaron siendo cuartos, como aquí se largó a Vicente Mir, estando segundos, y a Josico, siendo terceros. A Pacheta le gusta estar encima de los futbolistas y exigirles en cada momento. Se le compara con David Vidal, salvando las distancias, y ya se sabe que ese discurso, a veces, tiene fecha de caducidad. Quedan solo diez jornadas, poco más de dos meses de liga regular, más el playoff. El equipo va a llegar en un buen momento a la parte importante.

Miremos más allá para meternos en contexto. En los cuatro grupos de Segunda B detecto que pocos equipos sobresalen por encima del resto. En el Grupo I, el Fuenlabrada solo ha ganado un encuentro en los últimos siete partidos. La marcha de Luis Milla les ha dejado tocados. En el que está el Elche, el Real Mallorca ha encadenado por primera vez este curso dos derrotas seguidas (Cornellà y Ebro). Está a diez puntos y tiene que pasar por el Martínez Valero. Todo es posible en la vida; más aún en el fútbol. Un filial es el líder en el Grupo II, el Sporting B, mientras que Mirandés y un gigante como el Racing de Santander tampoco están para sacar pecho. Y en el IV, el Marbella ha arrebatado el primer puesto al Cartagena. El Real Murcia aguanta como puede en el playoff y el UCAM, recién descendido, está fuera de los cuatro primeros. El exfranjiverde Luis Casas debutó con un empate en el equipo universitario y parece que seguirá frente al Écija. Otro aspirante con dudas.

En definitiva, el Elche está en la línea de la categoría. Yo diría que un punto por encima, dado el halo de esperanza que ha inyectado Pacheta y la mejoría del grupo con la llegada del mercado de invierno. Con Neyder y Zotko se ha mejorado el nivel que demostraron Golobart y Adrián, que seguro que es superior al visto aquí. El lateral izquierdo ha quedado muy bien cubierto con Manu y Albacar. No se echa de menos a Peris, aunque todo hay que decirlo: se ha consolidado como titular en el líder Marbella y ya suma los últimos cinco partidos completos.

En el centro del campo, Jony es un jugador que aporta equilibrio y un fuerte compromiso con el equipo. Ocupó la vacante de Diego Benito, al que parece que se le echa en falta pero que en el Elche apenas demostró cosas. En el Cartagena solo ha sumado 65 minutos, repartidos en cuatro partidos. Y la plantilla ha añadido a un extremo, Josan. Frente al Llagostera fue el mejor. Entre tanta pena, hay algunos motivos ser optimistas.

Ya hablaremos de Josico…

.

Compartir esta entrada: