Mandi vuelve a tope

El subidón de autoestima que provocó la victoria ante el líder en el último partido antes del parón navideño aún mantiene intactos sus efectos en la plantilla del Elche. Y buena prueba de ello es Mandi, quien ha asegurado que el equipo ha regresado al trabajo al máximo de motivación y con ganas de empezar el año «igual o mejor que el que vamos a dejar».

«Hemos llegado todos bien de peso y con muchas ganas. Esperemos que se note y que podamos empezar el año muy fuerte«, afirma el canario, quien admite que la motivación es máxima. «A todos nos gusta irnos a casa con los deberes hechos, y eso nos da confianza. Ahora lo que falta es ganar el partido y sumar los tres puntos con nuestra gente. Seguir con esta dinámica», explica.

A pesar de que el próximo mes de enero parece propicio para dar un estirón en la tabla, Mandi reitera la idea del vestuario de ir «partido a partido«. «Ahora nos toca el Mallorca y luego ya se verá. Si piensas más adelante del siguiente partido es cuando vienen los tropiezos», asegura.

En relación al conjunto insular, una de las sorpresas negativas de la Liga por su deficiente rendimiento, Mandi advierte de que no será un partido fácil a pesar de la inercia opuesta que mantienen ambos equipos. «Tiene una plantilla con un nivel alto, pero no está en una buena racha. Es un partido trampa, no hay que fiarse de nadie y menos de ellos«, señala el centrocampista.

En este sentido, recuerda que es una semana ideal para despistarse «porque venimos de las vacaciones y está además el día 31 y el 1. No podemos confundirnos, tenemos que saber que ya se acabaron las vacaciones y salir a tope», insiste. Además, ha recordado que en Segunda «cualquier rival te puede pintar la cara» y ha citado el encuentro de Llagostera como ejemplo.

El centrocampista deseó para 2016 que el Elche pueda mantener la racha de finales de 2015 y que si el equipo sufre un bache sea «más corto» de los que ha sufrido hasta ahora y «fuera» del Martínez Valero.

Noblejas y Álex Felip

Mandi también se ha referido a Javier Noblejas, reciente fichaje del Elche, con el que coincidió en algún entrenamiento en as categorías inferiores del Real Madrid. «Lo conozco porque él venía a entrenar al Castilla aunque jugaba en el C. Espero que venga con el mismo hambre que venimos todos, a sumar poniendo su granito de arena», afirma.

En cuanto a Álex Felip, quien en los próximos días pasará a ser su competencia natural en la medular, el canario ha tenido palabras de elogio porque ha recordado que «nunca se dejó ir en los entrenamientos». «Salió de una lesión jodida, pero ahí está, dando el callo», añade.

Año Nuevo

El centrocampista, como la mayoría de los canarios afincados en la península, celebrará dos veces la llegada del nuevo año. Primero con el horario peninsular y, posteriormente, con el insular. «Lo hago siempre, es una tradición», explica el jugador, quien anuncia que celebrará la llegada de 2016 en casa y sin grandes fiestas «porque al día siguiente hay que entrenar».

Al menos, el cuerpo técnico ha tenido el detalle de retrasar una hora el entrenamiento de Año Nuevo y de momento no ha habido consignas desde el cuerpo técnico para restringir determinados alimentos. «Algo nos dirán, pero a lo mejor como todo el mundo ha cumplido en Navidad igual nos dan un poco de cancha libre«,concluye.

Compartir esta entrada: