Los veteranos del Elche y del Cádiz revivirán su histórica rivalidad con un fin solidario

No hay mejor forma de derrotar a los fantasmas que enfrentarse a ellos. Y eso es lo que van a hacer los veteranos del Elche, que van a reeditar una página negra de la historia de la entidad con fines benéficos. Volverán a enfrentarse al Cádiz el 4 de junio, en el Martínez Valero, un rival que protagonizó una de las páginas más tristes de la historia de la entidad franjiverde al dejar sin ascenso al Elche en una aciaga tarde de mayo de 1981.

El encuentro, enmarcado en el II Memorial Jugadores del Elche, ha sido presentado este martes por Nando Mancebo, presidente de los veteranos del equipo ilicitano, y tiene como objetivo recaudar fondos para varias asociaciones ilicitanas aún por determinar. El precio de la entrada única será de dos euros.

«Llevamos toda la vida haciendo actos benéficos por toda la zona, pero teníamos una deuda con las asociaciones benéficas de esta ciudad«, señala Mancebo, quien añade que «nosotros hemos sido afortunados por jugar en este club y en esta ciudad y queremos devolver algo a cambio».

«Queremos que sea un día bonito y para recordar, pero sobre todo queremos que venga gente para recaudar la mayor cantidad posible de dinero», explica el presidente de los veteranos, quien anuncia que también se involucrarán en el evento «a los niños del fútbol base y a sus padres».

En cuanto a la elección del Cádiz como adversario, Nando Mancebo explica que «desde aquel aciago día, para bien o para mal forma parte de la historia del Elche».  «Intentaremos ganar para que no sea igual», señala Mancebo, quien recuerda que los veteranos de ambos clubes no se han enfrentado nunca y han compartido jugadores como «Real, Escobar, o los hermanos Mejía«, entre otros. Además,  Nando ha anunciado que se están realizando gestiones para que puedan venir futbolistas históricos del club andaluz, como Juan José o Kiko Narváez.

Recuerdos

En aquella temporada 1980-81, el Cádiz, obligado a ganar, arrebataba el ascenso a Primera al Elche en la última jornada al ganar (1-2) en el Martínez Valero en un encuentro en el que al Elche le valía el empate. El coliseo ilicitano registró un lleno histórico, con más de 50.000 espectadores en las gradas. La derrota supuso un duro golpe para el Elche, que acabaría ascendiendo a Primera apenas tres años después, aunque el recuerdo de aquella decepción aún pone los pelos de punta a los más veteranos seguidores franjiverdes.

FOTO: SONIA ARCOS

Compartir esta entrada: