Un cuarto de hora para olvidar

Rc Sala de Juegos Ferreteria Els Ferrers

Tres goles en 15 minutos. Poco más hay que añadir para explicar que si los marcas es una hazaña inolvidable y, si los encajas, es una losa que quieres borrar de tu memoria cuanto antes. En esas debe andar la defensa del Elche, que llegaba a Paterna en su mejor momento de la temporada y tuvo un lapsus terrorífico durante el primer cuarto de hora del partido contra el Valencia Mestalla.

Todo lo que pudo salir mal, salió mal. Antes del primer minuto ya se había adelantado el Mestalla, en una jugada extraña con una pérdida en mediocampo y poca contundencia defensiva de quien suele ser un maestro en esas lides, Neyder Lozano. Lo aprovechó Jordi Sánchez para batir a un José Juan que apenas había podido colocarse bajo palos.

Aún estaba el gallego tomando las medidas al arco y al área cuando se puso fin a su racha de imbatibilidad, que iba por 281 minutos desde que encajara gol contra el Ebro. Tres partidos, el final de ese duelo en Zaragoza y el primer minuto del de Paterna, por ser algo condescendientes. La cifra queda en 282 minutos. Sin embargo, el mal trago no había pasado.

Seguros AXA

Antes del minuto 5 llegó otra diana, tras un buen remate desde la frontal de Fran Villalba. El primer tanto de Sory Kaba suponía oxigenar algo la herida, pero al cumplirse el cuarto de hora llegó otro mazazo. Y de qué manera. El Elche intentó sacar rápido una falta, perdió el balón y Merentiel pilló adelantado y posiblemente descolocado a José Juan, que no se esperaba esa pifia.

Cifra histórica

Tres goles en un cuarto de hora a los que el Elche supo reaccionar. La cifra chirría con la seguridad defensiva que venía mostrando el equipo desde la llegada de Pacheta y, todo hay que decirlo, con la que fue capaz de demostrar durante los 75 minutos restantes del choque ante el Mestalla, ya que el filial apenas remató más. Sea como fuere, el Elche encajó tres goles en 15 minutos, misma cifra que había recibido en los 631 minutos anteriores: siete partidos completos (dos encajados en toda la era Pacheta) y el del final del día del Ontinyent que costó el puesto a Josico.

Buceando por la historia reciente del Elche cuesta encontrar algo parecido a la desconexión vivida en el inicio del choque en Paterna. Tres veces se había visto el conjunto franjiverde en los últimos años con un 2-0 en contra a esas alturas de choque: frente a la Real Sociedad y al Barcelona en la 13/14 (Primera División) y contra el Numancia el curso pasado. Lo más similar a lo ocurrido el domingo pasado aconteció en la 03/04, cuando el Elche perdía por 3-0 en el campo del Recreativo en el minuto 17, tras doblete de Toedtli y un tanto de Uche.

A LEVANTARSE EN CASA

José Juan y el sistema defensivo del Elche sufrieron un duro varapalo con esos tres tantos encajados en el primer cuarto de hora, pero ante Lleida y Hércules tienen la posibilidad de resarcirse cuanto antes. Hay que recordar que los franjiverdes acumulan seis encuentros sin recibir gol en el Martínez Valero, una racha que se pondrá en juego este mismo domingo y con la que el gallego y los defensas esperan sacarse la espinita clavada en Paterna.

Foto: Francisco Maciá.

Compartir esta entrada: