Jairo, el avalado por Dely Valdés

El Elche Ilicitano cuenta en sus filas con una de las máximas promesas del fútbol panameño, quien ve como «una realidad» la opción de jugar el play-off de ascenso a Segunda.

Jairo Joseth Jiménez Robles (1993, Panamá) es uno de los jugador más eléctricos del filial franjiverde. El futbolista de 21 años ha sido internacional en siete ocasiones con la selección absoluta de su país, donde ha llegado a anotar un gol. Al panameño, que tiene como jugador referencia al francés Frank Ribery, le resta de contrato esta temporada y una más; y confía en sus posibilidades de hacerse un hueco en el futuro en la primera plantilla.

Llegó el pasado verano desde Panamá, de jugar en el  Chorrillo. ¿Cómo surgió la posibilidad de fichar por el Elche?

Estuve en el Torrellano hace dos años. Volví a mi país, y el trabajo duro en el Chorrillo y en la selección hizo el resto. Me llamó Toño [García Hita]. Tenía fe en que me saldría algo bueno y así fue.

¿Vino a España solo o con su familia?

Tengo a toda mi familia en Panamá, incluida mi hija. A ver si algún día me la traigo. Aquí vivo con mi novia.

¿Es muy diferente el fútbol de Panamá al de aquí?

Sí, es muy diferente. El fútbol en Panamá es más rápido, el de aquí un poco más lento. Al principio fue algo duro adaptarme, pero con el paso de los días lo conseguí.

Su compatriota Ricardo Buitrago estuvo la temporada pasada en el Elche. ¿Ha tratado con él? 

Sí, lo conozco, pero no tengo mucha comunicación con él. En Panamá he jugado contra él. Nunca he hablado cara a cara con Ricardo en plan amigos, pero estaría dispuesto a hacerlo.

¿Qué nota le pondría a la temporada del Elche Ilicitano?

Le pongo un diez. La posibilidad de jugar la promoción de ascenso es una realidad. Lucharemos hasta el final para meternos en el play-off.

Ha tenido la ocasión de entrenar alguna vez con la primera plantilla. ¿Qué jugador de ellos le ha sorprendido más?

Carles Gil, por su calidad. Su edad es muy similar a la mía y ha evolucionado mucho.

En el filial ha jugado en punta,  en banda, de enganche… ¿En qué posición se encuentra más cómodo?

Me encuentro más cómodo en punta, pero yo juego en la posición que me diga el entrenador, como si es de portero (risas). En la selección juego de volante derecho.

Una pena no poder estar en el Mundial de Brasil.

Sí, una pena, en el minuto 92 nos marcaron dos goles. Eso ya pasó, soy joven, espero llegar al mundial de 2018.

¿Qué trato tiene con su seleccionador Dely Valdés?

Coincidí con él en la Sub-17. Me ha dado un trato perfecto. Me decía que yo no tenía que estar jugando en Panamá por el fútbol que atesoro.

¿Cuál es el rival más difícil con el que se ha enfrentado?

USA y sobre todo México. Con el defensa con más nivel que me he medido ha sido Rafa Márquez.

¿Un sueño?

Mi sueño era ir al Mundial. Ahora es trabajar duro en Elche para quedarme en el primer equipo y sacar adelante a mi familia, eso es lo primordial.

Compartir esta entrada: