Fabián: «Mi cesión al Elche me vino muy bien»

El exfranjiverde Fabián Ruiz está siendo una de las sensaciones de Primera. Su gran rendimiento en el Betis, con un gol y tres asistencias en siete jornadas, le han colocado ante los focos del fútbol nacional, acaparando todo tipo de elogios, y ha tenido el premio de la llamada de la selección española sub-21. El centrocampista andaluz ha reconocido en una entrevista a Betis TV que su paso por el Elche, donde sufrió el descenso a Segunda B, ha tenido que ver con su progresión, ayudándole a crecer como futbolista y como persona.

«Me vino muy bien porque jugué mucho y me hizo un poco más hombre. Aprendí a tomar decisiones y a valorar las cosas de la vida de forma diferente», ha señalado Fabián, quien considera que su cesión al equipo ilicitano fue «un pasito hacia atrás para coger impulso y después dar un paso hacia adelante».

El mediocentro sevillano ha destacado la mejora de su físico como uno de los mayores beneficios de su etapa como franjiverde: “Siempre me decían que tenía un buen tren inferior, pero que me faltaba tren superior a la hora de chocar. Cuando me fui al Elche, vi que tenía que mejorarlo, y allí había buenos readaptadores y preparados físicos. Ellos me ayudaron mucho y al terminar el entrenamiento me quedaba una hora y media más para hacer más físico”, ha explicado el jugador, quien se ha mostrado «muy contento» por su convocatoria con la sub-21.

Fabián llegó al Elche a préstamo en diciembre para reemplazar a Matilla, lesionado de gravedad. Se convirtió en un futbolista indispensable para Toril, quien no pudo contar con el palaciego en sus últimos partidos como técnico franjiverde por una fractura en un dedo del pie izquierdo. Con Vicente Parras, formó parte del once titular en los cinco partidos que estuvo a su disposición (se perdió su debut contra el Mallorca por la citada lesión). En total, disputó 18 encuentros, 16 como titular, y marcó un gol.

A pesar de su importante papel en la segunda vuelta, el centrocampista andaluz no fue una solución eficaz para los problemas defensivos que evidenció el Elche durante todo el campeonato, uno de los principales motivos por los que acabó bajando a la división de bronce del fútbol nacional 18 años después.

Compartir esta entrada: