El Elche se reencuentra con el árbitro del gol de Acuña con la mano frente al Albacete

Rc Sala de Juegos

La designación arbitral para el Real Zaragoza-Elche (sábado, 20:30 horas) no habrá sentado bien en el club ilicitano. Los franjiverdes se reencontrarán con Luis Mario Milla Alvendiz, colegiado que le ha perjudicado gravemente en los dos encuentros que le ha pitado esta temporada.

El árbitro del comité andaluz dirigió el partido del Elche frente al Albacete (0-1), marcado por el gol de Acuña con la mano que concedió y que definió el marcador. Una decisión que provocó que Pacheta explotara contra los arbitrajes que han sufrido los franjiverdes esta campaña. “Esto es muy grave, estoy indignado. Y lo que faltaba es que me metan un gol con la mano. Estos errores tangibles los pago con el puesto de trabajo”, declaró en la rueda de prensa posterior al choque.

Milla Alvendiz también arbitró el encuentro del equipo ilicitano contra el Mallorca (1-1) en la primera vuelta. No señaló dos claros penaltis favorables al Elche, uno por mano de un zaguero bermellón y otro por agarrón a Manuel Sánchez en el tiempo añadido. “Aquí nos equivocamos todos muchas veces. Y el árbitro no ha acertado. Pero tenemos que resolver el partido antes. Debemos seguir, seguir y seguir. Pero cómo no voy a valorar cosas que son obvias”, dijo Pacheta.

El Elche visitará al Real Zaragoza en un duelo directo por la salvación. Ambos equipos están separados por cinco puntos. Los franjiverdes viven su momento más dulce de la temporada, con su mejor línea de resultados y su margen más amplio sobre el descenso. Los maños, que marcan el límite de la permanencia, atraviesan una mala dinámica, con tres derrotas seguidas y cuatro jornadas sin ganar. Pacheta advirtió que a su equipo le espera un partido “durísimo”, pero afirmó que lo ha preparado para “ir a ganar siendo valientes y protagonistas”.

Milla Alvendiz ha dirigido 14 partidos de Segunda esta campaña, con un balance de cuatro victorias locales, dos victorias visitantes y ocho empates. De los dos triunfos foráneos, uno fue precisamente el del Albacete en el Martínez Valero. El otro, curiosamente fue el del Real Zaragoza en su visita al Nàstic de Tarragona (1-3).

Foto: Francisco Maciá

Compartir esta entrada: