Un líder por encima de todo (0-2)

Pedro Ortuño ¦ 17/02/13 14:06 @pedroortuno

El Elche demostró su inmunidad al entorno contaminado y conquistó el histórico estadio de El Molinón, donde las circunstancias obligaron a los ilicitanos a hacer gala de su rico repertorio táctico. Ni siquiera el aciago día del colegiado Figueroa Vázquez, empeñado en que corriesen más las tarjetas que el balón, impidió a los franjiverde volver a vencer a domicilio casi dos meses después, aumentar la distancia con el segundo clasificado hasta los doce puntos y mejorar, a falta de dieciséis jornadas, las cifras totales de la temporada pasada.

Tanto en Gijón como en Elche, la semana tuvo más corbatas que chándals y las ganas de fútbol reinantes en ambos equipos se dejaron ver pronto.  Como la mañana de domingo asturiana, el partido nació vivo y luminoso, con espacios y alternativas desde el instante uno. El Elche dibujó las líneas muy avanzadas y ejerció una presión intensa que ahogaba la salida de balón del Sporting, voluntarioso pero pobre de recursos durante los noventa minutos. Los mediapuntas visitantes comandaban al líder con dinamismo y movimiento constante entre los tres.

Hasta que quiso Figueroa Vázquez. El colegiado andaluz mostró la segunda tarjeta amarilla a Aarón por una caída supuestamente simulada y encapotó el hasta entonces vistoso encuentro. Las patadas y los ruegos al árbitro se abrieron paso como nubarrones. Para entonces, Coro ya había pegado el primero de sus picotazos y el Elche volvió a ser infalible con ventaja. Después, el trencilla aprovechó un pisotón de Trejo para equilibrar los efectivos y compensar su error.

Mutación táctica

Los factores se aunaron. Con veinte jugadores sobre la hierba, los huecos se multiplicaron pero la tensión continuó patente. Sandoval quemó toda la leña que reservó de inicio y dio entrada a Bilic y Sangoy de una tacada, y a David Rodríguez más tarde. Aunque fue insuficiente ante la ya habitual impenetrable zaga ilicitana, que sólo ha encajado un gol en los últimos seis enfrentamientos.

Fue cuando los hombres de Escribá mutaron su estilo. Entregaron el balón a los asturianos y se agazaparon esperando un fallo con olor a sangre para morder a su presa y acabar con ella. La tarea corrió a cargo del nuevamente letal Ferrán Corominas. Ocho tantos le permiten ya ser el primer delanteroen comandar la lista de anotadores del Elche.

Por sensaciones, el golpe dado por los franjiverdes acerca aún más de lo que dicen los números el objetivo del ascenso a Primera División. El grupo sale fuertemente reforzado y envía un mensaje de paz y unión al fracturado seno de la entidad.

FICHA TÉCNICA

SPORTING DE GIJÓN. Cuéllar; Borja López (Bilic 45′), Bernardo, Luis Hernández, Canella; Bustos, Nacho Cases (Sangoy 45′), Lora; Santi Jara, Guerrero (David Rodríguez 65′) y Trejo.

ELCHE C.F. Manu Herrera; Etxeita, Pelegrín, Damián Suárez, Edu Albacar; Generelo, Rivera, Xumetra (Mantecón 55′), Aarón, Fidel (Carles Gil 70′); y Corominas (Ángel 82′).

GOLES. 0-1 Corominas (16′) 0-2 Corominas (68′)

ÁRBITRO. Figueroa Vázquez, del colegio andaluz. Mostró tarjeta amarilla a Aarón (22′ y 37′), Borja López (25′), Etxeita (31′), Luis Hernández (35′), Nacho Cases (45′), Pelegrín (49′), Iván Hernández (49′) y roja directa a Trejo (45′)

ESTADIO. El Molinón, en Gijón, con 17.947 espectadores de los que alrededor de un centenar fueron aficionados franjiverdes.

Foto:elcomercio.es

Compartir esta entrada: