Javier Clemente ensalza al Elche que llegó a la final de Copa

Llegar a la final de la Copa del Generalísimo (ahora llamada Copa del Rey) de 1969 es posiblemente el mayor hito del Elche en su casi centenaria historia. El Athletic Club de Bilbao impidió que el club ilicitano pudiera sumar el trofeo a su palmarés al vencer por 1-0 en el partido celebrado en el Santiago Bernabéu. Cuentan los veteranos que vivieron aquella final que los franjiverdes fueron superiores a los vizcaínos, pero que un gran Iribar y que el choque de desempate de la semifinal frente a la Real Sociedad disputado unos días hiciera mella en las piernas de los jugadores en la segunda mitad impidieron que lograran la victoria y se proclamaran campeones.

Javier Clemente, que jugó aquella final con el Athletic, hablo sobre ella en una entrevista a ‘Jot Down’. El entrenador vasco ensalzó a un Elche que puso contra las cuerdas a los rojiblancos. «Corrí muchísimo y hacía un calor tremendo en Madrid. Ganamos al Elche. Ahora dices «Bueno, al Elche…». Pues no. El Elche de nuestra época era un pedazo de equipo. Tenían a Ballester, Iborra, Asensi… Me hizo mucha ilusión mi primer título», dijo el ‘Rubio de Barakaldo’, quien reconoció que acabó el encuentro «extenuado».  «Aquel día corrimos todos como bestias. Me mareé después del partido«, reveló.

La alineación del equipo ilicitano en la final de la Copa del Generalísimo estaba formada por Araquistain; González, Iborra, Ballester; Casco, Curro, Serena, Llompart; Lezcano, Asensi y Vavá. El entrenador era Roque Gastón Máspoli.

Por el Athletic actuaron Iribar; Larrauri, Igartua, Aranguren, Echeberria, Iñaki Sáez, Clemente, Rojo, Arieta II, Uriarte y Argoitia. Su técnico era Rafael Iriondo.

Arieta II marcó el definitivo 1-0 a falta de ocho minutos para la conclusión del choque.

Foto: miathletic.com

Compartir esta entrada: