Se avecinan cambios en la dirección deportiva franjiverde

La continuidad del director deportivo del Elche, Jesús de Huerta, y del secretario técnico, Antonio Prieto, está en el aire de cara al curso que viene y ya se barajan alternativas para relevarles.

Una vez zanjada la permanencia en el Elche CF pretenden sentar las bases del que será el futuro inmediato del club ilicitano. Con la idea de no repetir errores pasados y consolidar una estructura de club fuerte y unido en estas semanas después del término de la Liga se realizarán cambios en la parcela deportiva. El pilar básico sobre el que se asentarán los cimentos del equipo franjiverde será el entrenador, Fran Escribá, quien ya ha transmitido su deseo de continuar en la entidad ilicitana si los de arriba están contentos con su trabajo como así parece a tenor de las palabras que su presidente, José Sepulcre, pronunció tras conseguir la salvación.

El entrenador habría solicitado una mayor cota de poder para la toma decisiones deportivas y estaría a favor de realizar cambios en la dirección deportiva del Elche. Será en esta parcela donde se produzcan los principales movimientos, ya que la continuidad al frente del área deportiva del hasta ahora director deportivo, Jesús de Huerta, y del secretario técnico, Antonio Prieto, parece complicada de cara al curso que viene y desde el club ilicitano ya se barajan alternativas para relevar los dos cargos.

El objetivo de esta petición radicaría en el hecho de encontrar algunas piezas que fueran en sintonía con el entrenador y su cuerpo técnico de manera que hubiera una mayor fluidez en la comunicación y en la toma de decisiones y no se repitieran casos como los de esta temporada, en donde en rueda de prensa, Escribá atizó con dureza a la dirección deportiva en el mercado de fichajes estival y se mostró más que molesto en invierno al no poder atender sus peticiones para reforzar la delantera del equipo y al poner en entredicho algunos nombres que el club barajó para incorporar como fue el caso de Rubén Vezo del Valencia.

De Huerta, al que le une una fuerte amistad con el presidente, podría ser reubicado dentro de la estructura del club como ya ocurrió el curso pasado con el hasta entonces tercer entrenador, Alberto Capón, que pasó a coger funciones de directivo. En el caso del secretario técnico, Antonio Prieto, solo habría firmado por una temporada en el cuadro ilicitano y su periodo en el club finalizaría el próximo junio, por lo que si finalmente el consejo de administración del club decidiera realizar los cambios bastaría con no renovar su contrato.

Compartir esta entrada: