Bilbao Athletic: ilusión y poca presión

Contra pronóstico, los cachorros de Cuco Ziganda se impusieron al Cádiz en la batalla final por el ascenso a Liga Adelante. Con los filiales de los dos grandes de España en la categoría de bronce, el Bilbao Athletic ostentará el honor de ser la cantera mejor posicionada. Un equipo cuya importancia para el sénior es crucial, ya que el club de Lezama ficha poco por razones conocidas.

El dibujo y el estilo son similares a los del primer equipo. Sus centrales son fuertes, solventes por alto y su juventud les permite tirar la línea hacia arriba para achicar. Aquí tendrán la baja de Unai Bilbao, expulsado en la derrota en casa ante el Girona. Los laterales son una zona de la que el Elche puede sacar partido si utiliza bien los costados, ya que el titular en la derecha Lekue apunta a pasar varias jornadas con los mayores.

En la medular, Undabarrena y Vesga fueron la pareja titular en el ascenso y están compenetrados. Con más libertad por delante juega Unai López, que tuvo oportunidades en Primera durante la temporada pasada. Le flanquean dos extremos con desborde y llegada, Seguín y Jurgi. Por suerte para los locales, el hasta hace poco indiscutible Sabin Merino se ha instalado en la escuadra de Valverde.

Arriba figura Santamaría, clave en la segunda vuelta del año pasado tras las continuadas ausencias de Iñaki Williams. Es un jugador distinto al ‘killer’ de los mayores y depende más de su segunda línea, pero su ascendencia es destacable.

En líneas generales, estamos ante un equipo muy cuajado, que mantiene el bloque y el estilo del pasado ejercicio y a su vez inexperto en la categoría. Veremos qué pesa más este domingo.

Compartir esta entrada: