Baraja no quiere excusas

Nada de ponerse la venda antes de tener la herida. Rubén Baraja no quiere cobijarse en nada que no sea fútbol. Ni las reducidas dimensiones del campo, ni el terreno de juego recién resembrado, ni las bajas a última hora con las que afrontará su equipo el partido. En cada dificultad el técnico encuentra una motivación extra para buscar con más ahínco los tres puntos.

El preparador castellano encara con absoluta normalidad una situación, se quiera o no, excepcional para enfocar solo al rival. «No me gusta buscar excusas«, señala el técnico, quien al ser cuestionado por las medidas del campo responde que no hay nada que objetar «si el campo está dentro de las medidas mínimas que se exige en el reglamento». «Las mismas condiciones son para ellos que para nosotros«, añade Baraja, quien tampoco opina sobre la tardía resiembra del campo. «Si no han podido hacerlo antes será por algo. Sólo espero que el campo esté practicable«, apostilla.

Todas estas dificultades, unidas a las que ya de por sí aportará el rival, se las toma el entrenador como argumentos para «encontrar motivación«. «No me preocupa nada ajeno a lo que no sea el partido. Hay que saber competir en esto campos como si jugáramos en casa«, explica.

Lesiones

Tampoco se mostró especialmente contrariado cuando se le cuestionó por las bajas. Sí destacó la ausencia de Lolo, futbolista al que calificó de «importante» para el equipo porque aporta «calidad y experiencia», pero afirma que su objetivo es trabajar para que el Elche destaque por lo colectivo y no por «uno o dos jugadores». «Las bajas son circunstancias que se van dando. También abren el abanico a que otros que han trabajado bien tengan su oportunidad«, argumenta el vallisoletano.

La lesión de Lolo, la más trascendente de las tres que acusa el equipo, no cambiará demasiado, a priori, el guión del Elche en Palamós. «No vamos a renunciar a nuestra forma de jugar«, avisa Baraja, quien anuncia un encuentro «muy intenso» ante un Llagostera «agresivo que no nos va a dejar estar cómodos«.

«Es un equipo capaz de generar peligro desde cualquier posición del campo, intenso y que domina las acciones a balón parado. Hay que igualar su intensidad y a partir de ahí buscar los tres puntos», asegura el técnico, quien insiste en que el Elche debe intentar «imponer su estilo».

Baraja ha lamentado también la lesión de Pelayo, del que ha comentado que cuenta con él a pesar de que no entre en el equipo, y ha agradecido los halagos que varios de sus jugadores le han dedicado en los últimos días. «Es importante tener el respaldo de los jugadores, son los dueños de esto, los que son capaces de ganar partidos y llevar a los equipos a lograr éxitos», afirma Baraja, quien aclara que lo que conduce a los buenos resultados es la «exigencia en el trabajo» y no «caer bien o mal».

Compartir esta entrada: