ANÁLISIS | Mestalla vuelve a estar de su parte

Óscar Ato | @oscarato87 12/04/2014 16:00

Qué cruda tiene ya el Valencia la clasificación para la próxima Europa League. Se podría decir que el camino más accesible es ganar la del presente curso, y no será coser y cantar precisamente. Ahora con Pizzi, el equipo sigue dando la sensación de ser capaz de lo mejor y lo peor a pesar de transmitir más sensación de bloque competitivo que durante la primera vuelta, cosa para la que no es preciso realizar grandes hazañas. Djukic anduvo desacertado y por segunda temporada consecutiva el Valencia cambió de técnico a mitad del ejercicio liguero. En el mercado invernal, el club ché prescindió del talento inconsistente de Canales y Banega, del mexicano Guardado y de los recién llegados Postiga y Pabón (los últimos tres salieron cedidos). Por otro lado, llegaron Senderos, Vezo, Keita, Vinicius y Vargas. Esto es otro ejemplo de la época convulsa que atraviesa en los últimos tiempos. A ocho puntos del Villarreal, que ocupa la séptima plaza, el Valencia afronta el partido con las piernas cansadas y el ánimo subido tras la remontada frente al Basilea.

‘El Macanudo’ viene utilizando un once que admite pocas variantes en los últimos partidos, donde sólo las bajas en la zaga han traído cambios. Tras la dura derrota en casa ante el Getafe, se pasó a un 4-4-2 que ha traído resultados dispares y que cuenta con Guaita en la meta, Pereira y Bernat como laterales largos, Keita y Parejo repartiéndose la parcela central, Feghouli y Fede en los costados y Vargas acompañando a Alcácer. En cuanto a la pareja de centrales, el técnico de Santa Fe cuenta con las bajas por lesión de Mathieu, Víctor Ruíz y Senderos. Ricardo Costa y Javi Fuego, que ya actuó como central en competición europea, podrían conformar el eje a no ser que el joven Vezo tenga una nueva oportunidad. El Valencia de hoy es un equipo con desparpajo, sencillo, directo, enérgico y de centros y remates. También presenta fases de desconexión que le hace ser vulnerable atrás. Hay que apuntar que el largo partido del jueves podría provocar la entrada de jugadores como Barragán, Piatti o Jonás en su formación inicial.

Por el bando franjiverde, Escribá podría volver al 4-2-3-1 de sus dos últimas visitas. Javi Márquez actuaría por delante de Rubén Pérez y Carlos Sánchez, con Coro cayendo a la derecha y Rodrigues o Aarón ocupando el costado izquierdo. En el centro de la zaga, el buen momento de Pelegrín podría aplazar la vuelta de Lombán al once, mientras que arriba Boakye tiene opciones de ganarle la partida a Cristian Herrera tras su trascendental gol en el Valero. El equipo pondrá a prueba su sistema defensivo ante el 2×1 lateral que buscarán los locales, al igual que tratará de sujetar a Alcácer y sus olfativos movimientos de área. Dejar a cero el tanteador del Valencia en Mestalla será complicado, así que sería clave adelantarse primero en el marcador. El empate sería bueno siempre y cuando se ganara al Levante en casa. Se confía en obtener un buen botín como ya han hecho otros modestos como Almería o Getafe esta temporada, ya que los tres puntos convertirían al Elche en virtual equipo de primera para la 2014/15. Con sus armas, deben ir a buscarlos.

Compartir esta entrada: