El club plantea medidas alternativas en la jornada económica

Adrián Cedillo ¦ 27/11/12 07:00 @Adrcedillo

El encuentro contra el Villarreal del próximo domingo es jornada económica del club. Una situación que, a pesar de estar prevista desde el comienzo de la temporada, pone en peligro la continuidad en las grandes entradas de público en el Martínez Valero en los últimos partidos de liga.

Varios miles de abonados ya retiraron sus packs con las tres entradas, de modo que uno de los tres partidos les salía a un coste añadido de cero euros. El resto de aficionados con carné pueden retirar desde esta mañana sus localidades en la tienda del club, a partir de las once de la mañana. El precio de las localidades es de 20 euros en tribuna, 15 en preferencia y 10 euros para los que tengan su asiento en los fondos o curvas. El precio para los no abonados será el doble.

Para tratar de evitar que las gradas se queden desoladas ante los aficionados que no estén dispuestos a pagar, el club ha lanzado dos iniciativas. La primera, con los abonados como grandes beneficiados, consistirá en la posibilidad de retirar una segunda entrada a precio reducido para el partido contra el Villarreal. Los aficionados que ya retirarán sus localidad antes del encuentro ante el Sporting de Gijón podrán retirar una segunda entrada, mientras que los que no hicieran podrían adquirir los localidades en lugar de una.

El anillo volverá a abrirse

La segunda medida lanzada por el club será la apertura, por segundo partido consecutivo, del anillo superior del estadio Martínez Valero. Con esta medida, la entidad pretende continuar con el éxito de asistencia en las anteriores semanas sin perjudicar al abonado, especialmente a aquellos que adquirieron el paquete de tres entradas para Sporting, Villarreal y Hércules. El precio por asistir al anillo superior el próximo domingo será de 15 euros para los adultos y 5 para los menores de 5 años.

El club ha pedido a la afición que acuda al estadio con tiempo suficiente antes del encuentro, recomendando además que adquieran sus localidades los días previos. Y es que en las últimas semanas se han producido largas colas en las puertas de acceso así como en las taquillas del estadio, provocando incluso que muchos aficionados no entraran al recinto hasta pasados diez minutos de encuentro.